Buscar

Cargando...

martes, 5 de febrero de 2013

Incarnation of Money: Primeras Impresiones



Ya está aquí el nuevo drama del equipo de "Giant" y "Salaryman" y para quien haya visto alguno de ellos sabe reconocer la firma. Ese misterio oscuro, retorcido, ese drama personal lleno de secretos y traiciones... Es intenso y promete mucho. Aunque, por ahora, le falta ese toco de humor absurdo y negro que caracterizó a Salaryman.

Comienza con una excavación durante una construcción, una montaña de dinero y oro es descubierta y se desata el caos y el interés público. El fiscal Lee Cha Don (Kang Ji Hwan) es enviado para investigar el caso y se pregunta quién es el tal Lee Kang Seok a quién supuestamente pertenece la fortuna y porqué desapareció hace 15 años junto con su madre. "Algo huele mal"-deduce. Entonces recibe una misteriosa llamada, una voz anónima le dice que tiene algo que revelarle sobre su pasado y su verdadera identidad, si quiere saber la verdad deben encontrarse esa misma noche. Mientras, desde el exterior el hombre que ha hecho la llamada observa a Cha Dol a escondidas y dice "No hay duda de que eres él. Eres Lee Kang Seok, el dueño de ese dinero". (O algo así, no recuerdo las palabras exactas).



Mientras Cha Dol lanza una moneda al aire, la vemos ascender y caer, y... un muchachito la coge. Estamos en el pasado con un joven Lee Kang Seok, antes de que se pongan en marcha los mecanismos que llevarán a este niño y su familia a la desgracia. En estos dos primeros episodios seguimos los pasos de aquellos que rodean a Kang Seok, su telaraña de mentiras, secretos y traiciones, y como el dinero puede sacar lo peor de cada persona. La intriga se desata oscura y emocionante ante nuestros ojos y nos hace contener la respiración. ¿Cómo llegará el pequeño, rico e inocente Kang Seok a convertirse en el fiscal sin pasado Cha Don?



Tanto como he disfrutado la intriga y los engaños, tanto como me he horrorizado con la naturaleza humana y los aborrecibles adultos... es tanto como me he enamorado del pequeño Kang Seok (Park Ji Bin). Ese personaje inteligente y lleno de confianza pero buen corazón hace que quieras acompañarlo hasta el final. Un chiquillo que rezuma encanto. No hay nada como un buen protagonista para quedar prendada con cualquier historia. Y Kang Seok lo es, demasiado listo y perspicaz para lo que los traidores querrían. Pero creo que la carga del pasado del joven Kang Seok va a recaer sobre el adulto Cha Don y estoy intrigada de cómo se va a desarrollar esta historia. Sí, no pararé hasta llegar al final y descubrir toda la verdad, o en cuyo caso, que Cha Don la descubra.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada